Noticias solo para curiosos


Cómo frenar los pensamientos negativos en la ansiedad

Una de las consecuencias directas de la ansiedad es que experimentamos un alto número de pensamientos negativos que vienen a nuestra mente con una fuerza que parece incontrolable. De hecho, como consecuencia de un ataque de ansiedad es frecuente que la persona tenga dificultades para diferenciar entre el pensamiento y la realidad misma. ¿Cómo poner freno a estos pensamientos negativos con el objetivo de minimizar el malestar que podemos experimentar?





Ideas para cuidar de ti

1. En primer lugar, conviene potenciar la comprensión interna, es decir, entender que somos más vulnerables en situaciones de ansiedad que cuando estamos contentos y sentimos que todo fluye a nuestro favor.

2. Es importante no reprimir esos pensamientos negativos, aceptarlos de una forma natural pero teniendo siempre presente que se trata de pensamientos que no muestran la totalidad de la realidad.

3. Respirar aire puro es uno de los antídotos de alivio emocional más terapéuticos cuando una persona sufre ansiedad. Por esta razón, es positivo buscar un entorno en el que puedas respirar el aire. Volver a casa para descansar después de un episodio de ansiedad también es la mejor terapia ya que la casa representa la zona de confort que permite el descanso.

4. Las manualidades que nos recuerdan tanto a nuestra etapa infantil también son positivas para incrementar el bienestar en una fase de ansiedad. Por ejemplo, puedes realizar el ejercicio de crear un mural con fotografías de revistas en las que destaca el colorido, la luminosidad y la energía positiva que transmite la imagen. También puedes animarte a ser fotógrafo por una tarde e inmortalizar paisajes de tu ciudad con los que crear ese mural de fotos.

A modo de anclaje emocional, puedes escribir detrás de cada una de las fotografías, un pensmiento positivo que quieres que te acompañe siempre en tu vida. También puedes utilizar plastilina para dar formas a tus miedos. Si lo prefieres, puedes dibujar en un cuaderno tus preocupaciones. Son técnicas que te permiten exteriorizar los fantasmas que trae consigo la ansiedad. Y cuando los visualizas a nivel externo, te das cuenta de que no son para tanto. Es decir, tú eres más fuerte que ellos.




5. Si estás en casa, túmbate encima de la cama para descansar un rato. Apaga el teléfono móvil y tómate tu tiempo para reponerte. Una de las claves para frenar los pensamientos negativos como consecuencia de la ansiedad es tomarte la vida con otro ritmo. ¿Cuál es el plan que más te relaja cuando estás en un mal momento? Ver un programa distendido en la tele y sentarte en el sofá al abrigo de una buena manta puede ser otra idea para relajarte.

Fashion

Beauty

Travel